tamayo2

La Obsesión Infinita de Yayoi Kusama es el testimonio de la existencia de un sito que acecha constantemente, intangible e incuantificable pero experimentable.  Un recinto al cual se puede acceder con toda naturalidad, a través de un lente macro y microscópico, que nos lleva al limite de la definición del objeto y lo logra fuera de sí.

Desde un bote fálico, se exhibe el manto del tiempo y el espacio, el límite que reafirma la mentira de la vida, el abandono inevitable, la petite mort, el estado de despersonalización y desvanecimiento. El bote, el orgasmo y la muerte, son el medio para alcanzarlo, y estos habitan en cada cuerpo, lo rozamos en nuestro sueño, y en toda acción inconsciente y habitual. La repetición de las acciones realizadas diariamente, la tendencia acumulativa de objetos, la compulsión y obsesión en donde instituimos redes que nos mantienen suspendidos por instantes sobre el abismo , se convierten en una lucha natural pero inútil por dejar una estela imborrable, la voluntad por reafirmar la existencia  y transformarnos en el reflejo de Li Po  abrazando la luna .

El conjunto de lunares o puntos característicos en esta exposición forman un sistema entrópico, cada uno se define a si mismo y es distinto según su posición, tamaño, color. Cada uno se mueve y altera con nuestra presencia y se desarrolla en un espacio que los contiene y separa al mismo tiempo, los multiplica  y extiende al infinito hasta hacerte desaparecer junto con ellos. Esto es parte de la operación denominada por la misma artista como “Self- obliteration”, una tendencia naturalmente auto destructiva, donde encontramos la experiencia exterior a nuestra interioridad.

Ya que finalmente descubrimos que todo se desarrolla en un espacio delimitado; el infinito encapsulado en una habitación.

tamayo1

***

Yayoi Kusama, Obsesión Infinita Fechas: 26 septiembre 2014 – 18 enero 2015 http://museotamayo.org/ 
tamayo11
Foto: Ana Sofía Romero
tamayo13
Foto: Ana Sofía Romero
editada 12
Foto: Ana Sofía Romero

Comentarios