Anda muy sonada la cantaleta de que “el 2016 fue el peor año de la historia”. Fue el año del Brexit, el año de Trump, del referendum en Colombia, la caída de Alepo y demás nefarios eventos geopolíticos. Fue el año en el que perdimos a leyendas musicales como Leonard Cohen y David Bowie. Fue además, se dice, un año terrible para la música. Mes tras mes de trapbeats, letras indistinguibles y estúpidasRihanna y Fifth Harmony repitiendo la palabra “work” quinientas veces por canción y ruiditos electrónicos cada vez más molestos. En resumen, es fácil ver por qué podría parecer “un año terrible para la música”.

¿Lo fue?

Claro que no. La gente ha estado diciendo que todos los años desde la muerte de Mozart (probablemente) son “el peor año para la música” y añorando tiempos pasados en los que la música era gloriosa, nada ridícula y nada superficial. Todo año tiene buena y mala música y el 2016 no fue ninguna excepción.

Evidentemente no hay manera humana de escuchar todas y cada una de las canciones que salieron a la luz en el año, pero de lo que sí escuché esto fue mi favorito. Les comparto una lista completamente heterogénea en la que distintos géneros, moods y artistas conviven amigablemente como mis “favoritos” del año.

Incluye desde el rock alternativo de nuevas bandas que descubrí como The Magic Gang (y viejas favoritas con nuevos proyectos como Radiohead), hasta los melancólicos acordes acústicos de case/lang/veirs y Agnes Obel, pasando por el contagioso EDM de Major Lazer, Kungs y Lost Frequencies, el relajado R&B de Frank Ocean y Zayn,  y el alegre pop de The 1975, Carly Rae Jepsen y Tegan and Sara Hay de todo para saborear, recordar y descubrir.

Algunos de mis álbumes favoritos del año: 

¿Qué tal te pareció este recuento musical del 2016? Compártenos tus canciones preferidas del año en la sección de abajo.
 

Comentarios