Desde Facebook hasta Google Maps estamos ahora inmiscuidos en un sistema de vigilancia virtual frenético y total. Pero ¿Por qué son tan poderosos estos mecanismos de vigilancia extrema? Foucault, casi proféticamente, intuye cómo operan.